REC Magazine

Para visualectores

paciente-pexels-anna-shvets-3845126

Cómo fue despertar tras 27 años en coma: la historia de Munira Abdulla

Por Jennifer Marrugo

La última vez que Munira Abdulla estuvo despierta fue en 1991, justo antes de sufrir un accidente que la dejó en coma 27 años.

El siniestro ocurrió cuando la mujer, oriunda de Emiratos Árabes, iba en su automóvil después de buscar a su pequeño hijo de 4 años al colegio. Inesperadamente, impactó contra un bus que la dejó inconsciente casi tres décadas.

QUÉ  PASABA EN SU CEREBRO CUANDO ESTUVO EN COMA

Existen varios tipos de coma o «sueño profundo» y las causas van desde meningitis, dolores de cabezas hasta traumas como el que recibió Abdulla durante el accidente.

La conciencia del cerebro durante ese tiempo se puede decir que está «apagada»; por tanto, no hay control ni autonomía cognitiva.

Todavía estando en un estado vegetativo el cuerpo es capaz de hacer movimientos, gruñir o bostezar, pero no hay reacción hacia estímulos. En el caso de la catatonia, solo algunas funciones del cuerpo continúan de manera automática.

Munira Abdulla en primera instancia fue atendida en un hospital de Emiratos Árabes, luego fue trasladada a Londres, donde los médicos manifestaron que pese a su estado vegetativo, podía sentir dolor.

Tras regresar a casa y permanecer allí conectada durante varios años, la llevaron a una clínica en Alemania con la ayuda de una institución pública. Allí fue sometida a varios procedimientos quirúrgicos para que no perdiese la movilidad total de su cuerpo.

La historia de cómo y por qué reaccionó fue narrada por su hijo Omar Webair, el mismo niño que en 2018 se había convertido en un hombre de 31 años.

Los detalles de su vuelta al mundo consciente confirma que los pacientes en coma pueden escuchar lo que ocurre a su alrededor.

SUS PRIMERAS PALABRAS

Omar Webair contó que durante una discusión que tenía en la habitación del hospital alemán su madre dio indicios de despertar con algunos movimientos. Pero el personal médico descartó esta reacción afirmando que eran estímulos normales.

Pasaron tres días de aquella discusión y Munira Abdulla gritó sus primeras palabras después de 27 años en coma: «¡Omar!». Todo indicaba que había escuchado a su hijo discutir fuertemente con alguien más y eso fue un gran aliciente para que despertara del coma que la dejó casi trs décadas alejadas de la realidad.

@VISUALECTORES

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.