REC Magazine

Para visualectores

asesinatos-pexels-martin-lopez-2157191

El peligroso oficio de ser opositor en Rusia: Alexey Navalny sí fue envenenado

Por Jennifer Marrugo

Todos los gobiernos tienen sus detractores, pero ser opositor en Rusia parece ser uno de los oficios más peligrosos en esa nación; hecho que se ratifica al confirmarse que Alexey Navalny sí fue envenenado.

El líder opositor fue trasladado a Berlín el pasado sábado, tras presentar un delicado estado de salud después de tomar un vuelo hacia Moscú desde la ciudad de Tomsk.

El centro de salud ruso donde inicialmente fue recluido Navalny negó las probabilidades de envenenamiento; sin embargo, el Hospital Charite de la capital alemana ha informado a tráves de un comunicado que efectivamente se trata de «una intoxicación por una sustancia del grupo de inhibidores de la colinesterasa».

El opositor al régimen de Vladimir Putin se encuentra en «estado de coma artificial», pero refirieron que de momento su vida no está conprometida.

OPOSITORES QUE NO SOBREVIVIERON AL GOBIERNO RUSO

Existe una larga lista de disidentes u opositores que no han sobrevivido a las represalias del régimen ruso. Desde periodistas, diputados hasta empresarios han muerto por no militar con las ideas oficiales.

En octubre de 2006, ocurrió uno de los casos más crudos contra un opositor. Anna Politkóvskaya, periodista del bisemanario Nóvaya Gazeta, hacía investigaciones sobre los crímenes rusos en Chechenia. Terminó asesinada de múltiples disparos en el ascensos de su casa.

Borís Nemtsov, quien ejerció como gobernador, ministro y diputado, tuvo la mismo fátidico descenlace que  Politkóvskaya. En febrero de 2015 lo acribillaron frente al Kremlin, en pleno centro de Moscú, tras escribir varios informes que comprometían las políticas de Putin.

En 2006, un antiguo espía llamado Alexánder Litvinenko murió envenenado en Londres con la sustancia radiactiva polonio. Había denunciado atentados planeados y ejecutados por la KGB que ahora lleva el nombre de Servicio Federal de Seguridad (FSB).

Estos casos son una pequeña muestra de las sospechosas muertes de aquellos que ponen en evidencia al régimen de Vladímir Putin y sus estrategias totalitarias a lo largo de estos 21 años de gobierno.

@VISUALECTORES

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.